El poder de la mente en la escalada

El poder de la ment a l'escalada.

El poder de la mente en la escalada

Los 3 componentes de la escalada

– ¿Cómo puedes subir por ahí? ¿Necesitas tener mucha fuerza no? – Seguro que has oído ya muchas veces esta frase de boca de algún compañero o de algún familiar no escalador. La fuerza parece aparentemente la única clave de la escalada y para muchos es la gran obsesión a la hora de mejorar su nivel.

 

La escalada no sólo nos exige fuerza, sino también técnica y control mental.

 

Evidentemente, la fuerza es una de las características elementales a entrenar para poder progresar en el nivel de escalada. Estamos totalmente de acuerdo en que se trata de un factor limitante, ¡pero no el único!

La fuerza no es el único elemento importante en la escalada.

Como ya sabrás, la escalada deportiva es una actividad basada en tres pilares: la mente, la técnica, el físico. Sin un buen equilibrio entre los tres componentes es difícil hacer grandes progresos y eso, a veces, es olvidado por muchos.

 

Los 3 componentes de la escalada: físico, técnica y mente.

 

En este artículo nos centraremos a hablar sobre el componente mental, quizás el más difícil de trabajar de los tres, el más abstracto, el menos valorado, pero no por eso, el menos importante.

La mente

Nuestra mente tiene grandes influencias en nuestras escaladas diarias. A menudo es menospreciada, infravalorada por muchos escaladores y dejada a un lado, como un elemento menor en nuestra progresión en el mundo de la escalada.

 

El cerebro y nuestra mente tienen un papel muy importante en la escalada.

 

Quizás, la razón de su escueto papel en los planes de mejora de los escaladores, se debe a su difícil entrenamiento, o quizás, a su carácter abstracto, que le deja un discreto protagonismo cuando buscamos explicar las razones de nuestros éxitos o fracasos. – Me he caído porqué iba muy hinchado. – o – ¡He encadenado gracias a los duros entrenamientos de este mes! – Pero, poca gente dice – Me he caído porque no iba motivado – o – He encadenado porque iba concentrado y relajado. – ¿no?

 

El estado de ánimo y la motivación influyen mucho en la escalada.

Imagen de Pinterest.

 

Hay muchas facetas de la mente que condicionan tu forma de escalar: el miedo, la confianza, la motivación, la capacidad de superar la frustración… Nuestro estado mental durante cada escalada es el elemento que marca la diferencia.

Nuestro estado mental afecta a nuestro rendimiento en la escalada.

El miedo

Probablemente el miedo es el elemento mental más conocido, el más palpable por todos los escaladores en su día a día. – ¡Vigila por favor, que la siguiente chapa está muy lejos! –

Siempre asociamos el miedo a una componente negativa en nuestra mente y esto no debería ser así. El miedo es un mecanismo de defensa de nuestro cuerpo, que nos avisa de posibles peligros o de situaciones que nuestro cerebro percibe como agresivas para nosotros.

 

¿Tienes miedo a caer?

Imagen de Aline Dessine.

 

Dicho esto, no debemos evitar tener miedo, sino controlarlo. El miedo a caer es razonable, nuestro cerebro nos avisa de que podemos impactar de forma violenta con la pared y hacernos daño. La clave está en tener la capacidad de analizar cada situación, saber reconocer una mala caída y diferenciarla de una de buena (que en escalada deportiva será en un 90% de los casos).

Debemos aprender a controlar el miedo, no eliminarlo.

Si tienes miedo cuando escalas existen muchas formas de trabajarlo. Hay libros que explican métodos de superación de los miedos de forma detallada, como es el famoso caso del libro de Arno Ilgner, “Guerreros de la roca”.

 

Libro de entrenamiento mental para escaladores, Guerreros de la roca.

Portada de el libro “Guerreros de la roca“.

 

Cualquier recurso o consejo de control del miedo es útil, aunque desde nuestro punto de vista, lo mejor que puedes hacer para conseguir escalar relajado es salir mucho a roca e ir volando cada vez un poquito más. Es un trabajo progresivo y lento, hasta que tu mente entienda que, si la caída es buena, no pasa nada aunque el vuelo sea de 10 metros. ¡Incluso lo llegarás a disfrutar! Un poco de adrenalina siempre va bien?

La confianza

Se trata de un elemento muy complejo y amplio. La confianza en la escalada debe ser completa en todos los sentidos para permitirnos dar lo mejor de nosotros mismos.

En primer lugar, debes confiar en tus posibilidades, en tu cuerpo, en tu físico, en tu técnica, debes creerte tus objetivos y pensar en positivo. – Tu puedes. – Este el primer punto que te permitirá seguir luchando al máximo cada vía en esos momentos en los que estés a punto de caer.

 

Siempre piensa positivo y escalarás mejor.

Imagen de Goretti Rodríguez.

 

Pero la confianza no sólo debe ser en ti mismo. La confianza también debe ser en los elementos externos que condicionan tu escalada. Debes tener la absoluta convicción de que tu asegurador estará por ti, bien atento, y te asegurará de forma correcta en caso de caída. Las formaciones realizadas por profesionales ofrecen el conocimiento de un uso correcto del material y de las técnicas adecuadas de actuación.

 

El asegurador de escalada siempre debe estar atento en todo momento.

Imagen de Mehdi Allam Photography.

 

Pero también debes confiar en el material. Es de gran importancia escalar con material en perfecto estado, para que tu cerebro sólo deba pensar en como ejecutar la siguiente secuencia de movimientos. Tener el material de seguridad en buenas condiciones te ofrecerá una tranquilidad esencial, así como también lo hará sentirte a gusto con tu ropa de escalada o calzar unos pies de gato que te generen seguridad a la hora de apretar aquellos delicados pies de la vía.

 

El material de seguridad en escalada siempre debe estar en buen estado.

Imagen de Gerard Artal Photography.

 

Si tu mente duda en alguno de estos aspectos nunca estará al 100% para permitirte dar lo mejor de ti en cada escalada.

Es esencial confiar plenamente en ti y en todos los elementos que te rodean.

Motivación vs Frustración

Seguramente, el último elemento y el más abstracto y relativo de todos, tu estado anímico. La motivación y la frustración son dos sentimientos que pelean cada día por obtener el protagonismo en nuestras cabezas.

Des de nuestro punto de vista, la escalada, como cualquier otro deporte de gran exigencia, posee un elemento intrínseco de frustración. En la escalada “fracasamos” constantemente, caemos y volvemos a probar, volvemos a caer, gusaneamos y damos otro intento. Hay que lidiar con ello y sobretodo saber disfrutar del proceso.

 

En la escalada se puede caer, pero hay que volver a subir y probar de nuevo.

 

La frustración aparece por muchas razones. Malas sensaciones escalando, cansancio, lesiones, entrenar muy duro y tener la sensación de no avanzar, estancamiento en el grado, cruzar una vía que no hay forma de encadenar, caerse con la cadena de la reunión en la cara, escalar y tener la cabeza en otro lado, tener miedo y no poder escalar a gusto… Cada uno tiene sus razones, pero es importantísimo saber aceptar esas insignificantes derrotas y valorar las pequeñas mejoras del día a día como gasolina, para seguir camino a nuestro objetivo.

La escalada deportiva es caer y volverlo a intentar. ¡Siempre arriba!

Mantener la motivación alta y superar los momentos de frustración es la clave de nuestra mejora en la escalada y, sobretodo, es esencial para poder disfrutar al máximo de nuestra pasión.

 

¡Qué nunca te falle la motivación!

 

Escalar “a muerte” puede significar dar un paso más de lo que esperábamos, y si ese paso es el canto salvador de la vía, la mente nos habrá regalado un encadenamiento más?

Fight or flight

Como decía Wolfgang Güllich, uno de los mejores escaladores de la historia de la escalada y pionero en las vías deportivas de máxima dificultad: “En la escalada, el cerebro es el músculo más importante”?

 

Wolfgang Güllich en Action Directe.

Imagen de Wolfgang Güllich, de Alpin.

 

Sabemos que el título de este último apartado es el nombre de la archiconocida vía de Oliana, pero nos encanta su significado y creemos que resume a la perfección este artículo. Lucha o vuela, pero sobretodo, ¡disfruta de escalar!

Equipo Climb Around

¡No te pierdas las novedades!

¡Apúntate a la newsletter y no te pierdas los próximos croquis, novedades y artículos de tu interés!